Los génerus gramaticalis

Amus a vel unus aspeutus prencipalis dela morfología’l estremeñu. Enga, que son mu facis!

En extremeño existen, básicamente, dos géneros gramaticales: masculino y femenino.

Como en todas las lenguas latinas, el masculino es el género por defecto, así que no tiene una terminación única, como no la hay en castellano ni en portugués: pardal (gorrión), gañón (cuello, garganta) o achiperri (apero o trasto) son palabras masculinas. Sin embargo, la terminación en -u -que puede pronunciarse como una o algo más cerrada que en castellano o como una u completa- es una de las más representativas de este género: veranu (verano), iviernu (invierno), ciel(cielo), aziu (maña, habilidad).

Los artículos que acompañan a las palabras masculinas son el y un: el ahoci (la hoz), el estitutu (el instituto), el trebaju (el trabajo); un arvu (un árbol), un ombri (un hombre), un áramu (un álamo).

La terminación más común para el femenino es -aconocencia (conocimiento), tierra (tierra), pranta (planta), luna (luna)… Aunque también existe una buena cantidad de palabras femeninas con otras terminaciones: redi (red), lus (luz), raís (raíz), coci (coz), canción.

Los artículos femeninos son la y una: la gordura (la grasa), la paré (la pared), la estrébedi (la trébede); una puerta (una puerta), una mielra (un mirlo), una hienda (una hendidura).

Existen también adjetivos sustantivados de género neutro (ni masculinos ni femeninos) cuya forma es igual que la del género masculino. El artículo neutro es lo: lo buenu, lo prencipal, lo faci, lo tontu.

Anuncios

4 comentarios sobre “Los génerus gramaticalis

    1. Es de libertad hacerlo, profesor. Pero, como habrá podido notar, la ortografía que empleamos en esta página está elaborada en base a un criterio etimológico distinto del de la adaptación dialectológica de la ortografía castellana. Un salúu.

      Me gusta

    1. Estimado Juan José Camisón, creemos que es exagerado atribuirle ismos a las preferencias ortográficas; esto podría hacer pensar que se distinguen distintos bandos entre los defensores del estremeñu, y nada está más alejado de nuestra intención que eso. La escritura aquí expuesta fue elaborada a iniciativa del Órgano de Seguimiento y Coordinación del Extremeño y su Cultura y para su confección fueron invitados en abierta convocatoria todos los estudiosos y escritores que estuvieran interesados. Es, por lo tanto, una ortografía de consenso. Nos parece infructuoso andar eternamente enredados en cuestiones que ya ha habido oportunidad de resolver y que no deben distraer más del fin superior que es la promoción y la enseñanza de nuestra común lengua extremeña. Un salúu i encantaus de contal conas sus portacionis.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s